• Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • Jesus dijo

    Jesus dijo

    “Todo es posible para el que cree”

    (Marcos 9:23)

  • 1
  • 2
  • 3
  • 4
  • 5
  • 6
  • 7
  • 8
  • 9
  • 10
  • 11
  • 12
  • 13

Horarios de misas

  • Lunes a Sábado: 6am y 6pm
  • Domingo: 6am - 8am 10am, 12pm, 6pm

Escúchanos Online

Galería

  • 1
  • 2

Despacho parroquial

Lunes a viernes de 8am-12m y 2pm-4pm

Cel:314 851 5102

Tel:(+574) 866 3676

Requisitos

Santo del día

  • San Jorge, Mártir, Patrono de Inglaterra
    La vida de San Jorge se popularizó en Europa durante la Edad Media, gracias a una versión bastante "sobria" de sus actas. Según cuenta la tradición, el santo era un caballero cristiano que hirió gravemente a un dragón de un pantano que aterrorizaba a los habitantes de una pequeña ciudad. El pueblo...

Noticias del vaticano

Meditación

  • Permanecer en Jesús (Jn 15,1-8)

    En el Evangelio del domingo pasado Jesús revelaba su identidad en relación a los hombres por medio de una alegoría: "Yo soy el buen pastor" (Jn 10,11.14). En el Evangelio de este domingo, tomado del capítulo XV del Evangelio de Juan, Jesús revela su identidad con otra alegoría: "Yo soy la vid".

    Antes de entrar en el significado de esta alegoría, nos detendremos en el sujeto de esa afirmación: Yo. Cuando alguien dice "yo", sabe ciertamente lo que está diciendo; está aludiendo a su propia persona. Lo sorprendente es que cada uno exprese toda su propia realidad con un vocablo tan breve: sólo dos letras (en la lengua inglesa es sólo una: I). El contenido encerrado en esas letras es inmenso. Cuando alguien dice "yo" sabe perfectamente a qué se refiere; pero si se le pide definir ese vocablo no puede hacerlo. Nadie puede definir su propia persona exhaustivamente. Sólo Dios, de quien somos creaturas, puede definir nuestro yo personal. San

    ...